Lari y las colinas pisanas

Lari, burgo típicamente toscano colgado en una de las colinas pisanas.
Lari, burgo típicamente toscano colgado en una de las colinas pisanas.

El pueblo de Lari es un bonito ejemplo de los burgos amurallados de la Toscana. La pequeña ciudad se compone de dos partes, el casco antiguo amurallado y la zona nueva situada al pie de la colina,

Lari es el centro del nuevo municipio de Casciana Terme Lari creado en 2014. Esta reforma administrativa es una más de las muchas que el pueblo ha visto en su larga historia. Capital de la comarca de las colinas pisanas, sus restos, bellezas naturales, palacios y monumentos la hacen uno de los lugares más atractivos de los alrededores de Pisa. Sin olvidar las delicias gastronómicas que se pueden degustar en la zona.

Un pasado rico en historia y acontecimientos.

Lari ha sido un importante centro administrativo, económico y político desde la antigüedad, dada su situación junto a las colinas Pisanas, entre Volterra y Pisa (a unos de 30km de la ciudad de la Torre inclinada).

Poblada por los etruscos, será después ciudad romana para ser conquistada por los Longobardos en el siglo XI. Las fortalezas que hoy se pueden ver provienen de esa época. Más tarde la zona pasa bajo control de Lucca primero, de Pisa después. En 1406, con el resto de la república de Pisa, se integra en Toscana. La edad moderna marca el final de la importancia administrativa, pero eso le permite mantener muchos de sus edificios sin reformas importantes.

Que ver, monumentos y lugares.

La necrópolis etrusca de San Ruffino de los siglos VIII y VII es uno de los monumentos más antiguos e importantes.

Casco antiguo de Lari con el castello dei Viccari en el centro.
Casco antiguo de Lari con el castello dei Vicari en el centro.

La fortaleza renacentista del siglo XV, el Castello dei Vicari era la residencia del gobernador florentino. El complejo posee restos etruscos, romanos y sobre todo del renacimiento. Destacan las cerámicas esmaltadas que decoran parte del complejo, las famosas terracotas invetriate de estilo Della Robbia. Además, como todo castillo que se precie, parece que la fortaleza de Lari posee su propio fantasma.

La fortaleza cuenta con altos muros, parte del complejo de las murallas que protegían la ciudad y de las que se conservan varias zonas.

Varias iglesias pueden visitarse y muestran la riqueza de Lari durante la Edad Media: La iglesia Santissimo Sacramento e della Misericordia; el Oratorio della Madonna del Carmine, la Cappella Curini Galletti y la Cappella

Entre los monumentos civiles destacamos la plaza del mercado; el edifico del ayuntamiento (Palazzo Comunale) el Ex palazzo della Cancelleria y el acueducto.

Museos y teatros.

El Museo del Castello dei Vicari, Lari o Museo “F. Baldinucci” cuenta con restos arqueológicos que van desde la época etrusca hasta el final del Renacimiento y la Edad Moderna. Los fondos romanos son importantes, y todo en un edificio imponente que es ya de por sí un monumento.

Además y a pesar de su pequeño tamaño el pueblo posee dos teatros: el Teatro Comunale di Lari y el Teatro delle Suore.

Gastronomía toscana en Lari.

La zona cuenta con producción agrícola de calidad, fabricas de pasta, de licores, vino y dulces. Igualmente es reputada por sus trufas, quesos y mermeladas. Todos los productos de la región sobresalen en los mercados que tienen lugar al menos una vez por semana. Son estos productos los que forman arte de los menús de los restaurantes del pueblo. Prueben la pasta pero también los platos con carne de caza, con trufa y los postres. Sin olvidarnos de los quesos, las frutas y los licores.

La pasta en toscana.

Uno de los principales atractivos de Lari es la fabrica de pasta de la celebre marca Martinelli, que se puede visitar par comprobar porque la pasta Italia es especial.

Lari también es conocida por sus cerezas, que se pueden saborear en el mes de mayo. Mermeladas, licores, dulces y bebidas son fabricadas con estas otras futas de la región.

Actividades en Lari.

Algunos de los alojamientos con encanto que se encuentran en la zona proponen cursos de cocina, degustación de productos típicos como el vino, los quesos, las mermeladas, los dulces, la pasta. Las rutas de senderismo, los recorridos en BTT o bicicleta de carretera y los paseos a caballo también se encuentran entre las actividades posibles.

Por último, también existe la posibilidad de seguir cursos de cerámica.

Pasta Martinelli, una fabrica que produce pasta ecológica en Lari.
Pasta Martinelli, una fabrica que produce pasta ecológica en Lari.

Vinos en las colinas de Pisa.

La ruta vinícola del Chianti de las colinas de Pisa se encuentra en la zona cuya capital es Lari. Por ello los amantes del vino no saldrán defraudados de la ciudad.

Termas en Toscana.

A cinco kilómetros de Lari se encuentra Casciana Terme, que cuenta con termas naturales y establecimientos para disfrutar de un spa.

Como llegar.

Lari está a media hora del aeropuerto internacional de Pisa. Su situación es envidiable en el centro de todas las ciudades históricas de la Toscana. A menos de 30 km del centro de Pisa(30minutos), 40 minutos de Livorno; 50 de Volterra; a una hora de Florencia, Lucca o San Gimignano; 1 hora 40 de Siena.

Las distancias no son la más cortas pero ello se debe a que Lari se encuentra en mitad de un entorno natural bellísimo. Zona de colinas y valles, de campos agrícolas, palacios y cipreses que ornas largas avenidas. La estampa más conocida y deseadas de la Toscana. Cada curva nos desvela una nueva foto, una nueva parada para pensar, para mirar o para asomarse a un sueño que huele y se siente.

Alojamiento.

Alojarse en alguno de los hoteles o B&B con encanto de Lari puede ser una idea perfecta para hacer de este pueblo nuestro campamento base para conocer toda la Toscana.

Para más información escríbanos usando el formulario que sigue:

 

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Asunto

Su mensaje